May
2024
25
May
2024
25
Sábado partly_cloudy_day 7 °C

10 claves para ser buen pasajero

26/09/2019 11:43 Hs.

10 claves para ser buen pasajero

Compartí esta nota

Antes de subir al avión, hay algunas etapas previas que según como las pasemos, pueden convertir nuestro viaje en una gran experiencia o un suplicio. Para no convertirnos en la pesadilla de los auxiliares de vuelo y ser despedidos con una sonrisa sincera les proponemos seguir estas sencillas reglas.

1. Llegá con la mejor predisposición al control de seguridad.

Sacarse abrigos, botas o zapatos cerrados, cinturones, pulseras de metal y relojes es casi un ejercicio obligatorio. Pero cada tanto, habrá algunos que exijan sacarte hasta los anillos.

Aunque nos moleste y protestemos (todos lo hicimos en alguna oportunidad) los que están detrás del scanner son los que tienen el poder, no vale la pena enojarse.    

Recordemos sacar celulares de los bolsillos del pantalón y si tienen una laptop con batería desmontable es conveniente pasarlas por separado. 

2. Andá al aeropuerto con tiempo para no desesperarte en las colas.

Si a pesar de todo ves que tu vuelo está próximo a partir, lo mejor es pedir con buenos modos a quienes están delante tuyo que te permitan pasar primero. Si hay personal del aeropuerto, también le podés pedir a ellos para que te habiliten adelantarte.   

No creas que haciéndote el distraído podrás colarte porque lo único que vas a lograr es un escándalo y una mala experiencia. 

3. Tené en cuenta qué grupo sos a la hora de abordar.

Las aerolíneas están implementando formas más ordenadas para pasar el último control antes de abordar según las filas asignadas. Si se es pasajero frecuente, si se viaja con menores, si es una persona con asistencia especial, etc. Por formarnos antes no vamos a subir primero que ciertos grupos, así que mejor quedarse cómodamente sentado hasta tanto no se llame al grupo al que uno pertenece.  

4. No ocupes todo el compartimento superior con tu valija.

Las nuevas políticas de pago del equipaje en bodega está haciendo que cada vez más gente viaje con su valija de cabina y los espacios arriba de los asientos se llenan rápidamente. 

Acomodá tu equipaje de manera tal que permitas que tus compañeros de vuelo acomodar las suyas. La cartera y mochila pequeña ponelas debajo del asiento de adelante, son lo suficientemente chicas para que puedas estirar las piernas y no ocupás el lugar de otro en el compartimento. 

5. Evitá la guerra por los apoyabrazos.

Los apoyabrazos son un problema para quienes son invasivos y se adueñan de los dos. Esta sobreentendido que a cada pasajero le corresponde uno sólo de los apoyabrazos. Pensemos que en vuelos largos estaremos sentados 10 o 12 horas con la misma persona y nadie quiere estar peleando cada 10 minutos por una pavada. Con sólo apoyar los codos en lugar del brazo entero estaremos dejando espacio para compartirlo entre los dos, más si el vecino ocupa el incómodo asiento del medio.

6. No estés con el asiento reclinado todo el tiempo.

El momento de reclinar el asiento también puede generar tensiones con nuestros compañeros de viaje. Lo ideal es hacerlo cuando todos están dispuestos a descansar para no quitarle espacio a quien viaja detrás haciendo más incómodo el vuelo. Además hay que ponerlo en posición vertical a la hora de comer. 

7. Cuidá a tus niños durante el vuelo.

Viajar con pequeños puede ser incómodo para quienes nos rodean y una experiencia un poco molesta para los niños. Tener paciencia e intentar que tengan un buen comportamiento es esencial: No dejarlos que pateen el asiento de delante, ni jueguen reclinando y poniendo derecho el asiento cada dos minutos o griten demasiado. 

Es fundamental preparar con antelación las actividades para ellos pensando en hacerles más corto el tiempo de vuelo. Si el vuelo es nocturno, llevarlos cansados y sin haber hecho siestas previas los hará dormir más rápidamente. El resto de los pasajeros y ustedes mismos llegarán mucho más relajados a destino.   

8. Dale su espacio a tu vecino.

¿Conversar o no con el compañero de asiento? Si no forma parte de tu grupo, puede ser incómodo el querer iniciar una conversación Quizás nuestro vecino prefiera descansar, leer o mirar una película.

Si te gusta charlar y ves que hay buena respuesta, igual intentá evitarlo cuando los vuelos sean nocturnos, ya que la charla puede molestar a quienes viajen delante o detrás de ustedes.

En caso que la persona que viaje a nuestro lado se ponga pesada e insista en darnos conversación, lo más educadamente posible habrá que decirle que deseamos leer o dormir. 

9. Planificá tus visitas al baño. Especialmente si estás en ventanilla.

Recomendamos no levantarse para ir al toilette a cada rato si realmente no lo necesitamos, así evitamos molestias al resto de los pasajeros. Si sabemos que es parte de nuestra rutina, lo mejor será pedir un asiento sobre el pasillo. Recordemos que estar bien hidratado es un buen consejo para evitar problemas de salud y a mayor ingesta de líquidos más necesario será usar el año. 

10. No trates de salir del avión ni bien toca tierra.

Este es, quizás, el mal comportamiento más extendido en los aviones. Siempre hay que esperar que nos indiquen si tenemos que salir exclusivamente por la puerta delantera o podemos también descender por la de atrás.  

Sea cual sea el caso hasta que la manga o la escalera no estén en su posición y hayan descendido quienes están en las filas más cercanas a la puerta no ganamos nada quedándonos de pie con nuestra valija en la mano tratando de salir lo más rápido posible. Al final todos vamos a descender del avión. 

¡Sumate a nuestras redes!
Facebook
1.6k
X (Twitter)
1.7k
Instagram
5.6k
Enlace Turístico
por Canal Metro
Domingos 20:30 hs